Lágrimas, Risas y Amor Wiki
Advertisement
Lágrimas, Risas y Amor Wiki

Gabriel y Gabriela es una novela gráfica escrita por Yolanda Vargas Dulché y publicada dentro de la historieta Lágrimas, Risas y Amor entre los años 1968 y 1969. Tuvo un aproximado de 67 capítulos y sería una de las historias más recordadas de la revista.

Se hizo una telenovela en 1982, la cual estuvo protagonizada por Ana Martín, Jorge Rivero y Juan Ferrara. Aunque en esta versión, no se llegó a especificar con quién se llegó a casar Gabriela, ya que nunca se llegó a mostrar el rostro de quien fue el afortunado.



Sinopsis

Historia de dos amores: uno que terminó en desgracia, y otro que acaba con un final feliz.

Dos historias en una sola: El primero de Gabriela y Renato. Gabriela es hija de un pescador por todos bien respetado y Renato un hombre que ejercía el mismo oficio.

Un día Gabriela y Renato se conocen, y a Gabriela le llega a caer tan bien al muchacho que días después ambos ya se habían hecho novios.

No obstante, Nicandro, un pescador de pésimo temperamento, hace todo lo posible por que Gabriela le hiciese caso, mas sus intentos por llamar su atención fracasan. Al enterarse de que la chica de sus sueños estaba de novia con Renato, buscó la forma de borrar del mapa a éste, pero fracasa en su intento, pues tras haberse batido a duelo con el joven pescador la primera vez, Nicandro pierde y huye del pueblo por miedo a ser llamado perdedor o cobarde.

Renato por fin se casa con Gabriela y viven felices, mas la felicidad pronto acabaría para aquella joven pareja. Unos años más tarde, Nicandro regresa al pueblo con el fin de vengarse de Renato, el hombre con el que se había batido a duelo por el amor de Gabriela y terminase perdiendo. Se encuentra con Gabriela, a quien termina chantajeandola, pues a cambio de encontrarse con él todos los días, él le daría las perlas de su collar que tenía en sus manos. Gabriela nunca le confesó a su amado Renato sobre todo esto. Y en una noche de tormenta, Nicandro va hacia la casa donde vive Gabriela e intenta abusar de ella, pero fracasa en su intento, pues Renato llega a la casa y al ver a su antiguo rival, se bate a duelo con él, y esta vez la bala perdida cae en la ya sufrida Gabriela. Sabiendo que su esposa ya estaba a punto de morir, y lejos de impedir que eso pasase, Renato lleva el cuerpo de su amada al bote que alguna vez compraron para ir a pescar, y ambos se pierden en el abismo.

Más tarde don Benito, el padre de Renato, recibe un pedazo de aquél bote con que su hijo huyó y murió con él.

El amor de aquélla pareja tuvo fruto: Gabriela Marván, la que complementa la segunda parte de esta historia y el segundo amor que el mismo narra.

Gabriela Marván es una joven chica que crece a lado de su abuelo don Benito Marván, quien fuera el padre de Renato. No obstante, la gente del pueblo criticaba mucho a la niña, pues ésta había crecido teniendo mentalidad de hombre. E incluso hasta se vestía como tal. Y un día conoce a un tipo llamado Carlos Iturbide, de quien más tarde acabaría enamorándose, tanto así que hasta consigue vestirse y comportarse como lo que era realmente: una mujer.

No obstante, había un problema: Resulta que Carlos estaba comprometido desde hace un tiempo con otra mujer. Y cuando corrió la noticia de su presunto compromiso con ella en los periódicos, Gabriela se sintió destrozada moral y emocionalmente. Se fue de la casa de su abuelo para embarcarse en una aventura, pero esta vez disfrazado como hombre.

Y en medio de ese viaje conoce a Fernando del Valle, de quien se gana su confianza y termina siendo su consejero. No obstante, conforme pasaba el tiempo, se dio cuenta de que se estaría enamorando de Fernando. Y un día se presenta delante de él como Gabriela, hermano gemelo de su consejero. Y al poco tiempo, el tipo termina recurriendo a su consejero para que éste arregle un próximo encuentro con su "hermana".

Conforme pasaba el tiempo, Fernando termina enamorándose de Gabriela, y ella también. Quizás demasiado. Y un día, ella le revela su verdadera identidad. Le hace ver a Fernando que "Gabriel y Gabriela son la misma persona". Y aquí comienza un vertedero de secretos guardados entre ella y él. Mientras ella ya le había contado sobre el por qué de esas dos identidades, Fernando le contaría que era heredero de una cuantiosa fortuna por parte de un pariente suyo. No obstante, había una condición: Para que él pueda heredar esos millones, él tenía que gastar una cantidad fijada por su ya difunta pariente en un plazo no mayor a un año. Lo que explicaría el por qué de los gastos tan exorbitados que hacía, los viajes lujosos que hacía, antes de conocer a Gabriela. Ya había pasado ese plazo y fue notificado de que ya había gastado la cantidad acordada, lo que lo hacía acreedor de la fortuna de su pariente. En un principio la noticia no le sentaba muy bien a Gabriela, pues ya antes había tenido una desilusión con alguien que precisamente era adinerado, y temía que pasara lo mismo con Fernando. Mas esa inseguridad pronto acabaría, pues cada vez se fue convenciendo de que Fernando de verdad sí la quería.

La pareja regresaría al pueblo donde antes viviera Gabriela, con el fin de que ésta se reencontrase con su abuelo don Benito. Y éste al ver a Fernando, no le sienta demasiada confianza. "Si no fuera millonario me gustaría como yerno, pero ¡cuatro millones! Tanto dinero da asco". No obstante, sabiendo de que su nieta era feliz a lado de aquel sujeto, no se opone a aquella relación.

Hasta aquí todo bien, salvo por un inconveniente menos esperado: Carlos Iturbide regresaría al pueblo, y esta vez con el fin de reencontrarse con Gabriela y conquistarla de nuevo. Y en una ocasión, los dos rivales se reencuentran en una cantina y se baten a golpes.

Llega la hora del casorio, y cuando Gabriela piensa que la han plantado por segunda vez ante el altar, se presenta Carlos y le pide que se case con él. Como respuesta, ella lo abraza; entonces aparece Fernando, que dice: "Aquí estoy Gabriela... mi deseo era tu felicidad, y el señor Iturbide sabrá dártela". Tras decir esto, se da vuelta para marcharse. Gabriela intenta retenerlo, pero Carlos se lo impide: "¡Es un hombre muy noble, Gabriela... no intentes detenerlo".[1]

Relanzamientos

  • Gabriel y Gabriela, lanzado en la 2da edición de Lágrimas, Risas y Amor a partir del número 68, entre los años 2003 y 2004.[2]
  • Gabriel y Gabriela, relanzada en la 2da edición de Clásicos de Lágrimas, a partir del número 12, en el año 2009.[3]



Adaptaciones

  • Gabriel y Gabriela, telenovela de 1982 producida por Patricia Lozano y dirigida por Carlos Téllez. Protagonizada por Ana Martin, Jorge Rivero y Juan Ferrara, en los papeles de Gabriel y Gabriela (Ana Martin), Carlos Iturbide (Jorge Rivero) y Fernando del Valle (Juan Ferrara).[4]



Datos curiosos

  • La versión en telenovela de 1982, aunque tuvo el final feliz esperado, no se especificó con quién llegó a casarse Gabriela a final de cuentas. La autora decidió sostener la ambigüedad característica de la historia y, en un insólito final, nunca quedó claro con cuál de los dos galanes se quedó la heroína, dejando a los espectadores hacer sus propias especulaciones.[1]



Referencias

  1. 1,0 1,1 Gabriel y Gabriela | Ficha técnica en Pepines UNAM | http://www.pepines.unam.mx/serie/show/id/207
  2. Primeras portadas de Gabriel y Gabriela, en la revista Lágrimas, Risas y Amor, 2da. Edición | México Comics Románticos | http://mexicocomicromanticos.blogspot.com/2011/02/lagrimas-risas-y-amor-vid-66-al-70.html
  3. Primeras portadas de Clásicos de Lágrimas publicando Gabriel y Gabriela | México Comics Románticos | http://mexicocomicromanticos.blogspot.com/2011/02/clasicos-lagrimas-y-risas-vid-11-al-15.html
  4. Gabriel y Gabriela, Telenovela de 1982 | Wikipedia | https://es.wikipedia.org/wiki/Gabriel_y_Gabriela
Advertisement